Blogia
inde-docs

Y repuajjj!!!!

Es impresionante la noticia. Y aún lo es más que haya pasado desapercibida.

La ha proporcionado una agencia (Reuters), así que supongo que la habrán publicado muchos periódicos. Pero no se ha oído nada al respecto por ahí, no he visto reacciones, nada...

Los carnívoros nos lo vamos a tener que replantear, y pasarnos a la peña vegetal (de momento, al menos, porque cualquier día nos transgenizan las lechugas, o hacen algo peor).

Por si no lo visteis en su día, os recomiendo que no os lo perdáis. Es abracadabrante. Leedlo enterito, que lo mejor (en fin, es un modo de decirlo) viene al final: lo de los pobres (humanos) triturados para hacer harinas y piensos para el ganado. Está aquí.

Pero qué barbaridad, qué horror... Y nosotros dedicando esfuerzos a poner la @ para señalar la indistinción de género, y liándonos con que si hay que llevar velo islámico en clase, o reciclando las latas de cerveza y estando muy atentos a cerrar el grifo mientras nos lavamos los dientes...

¡Joder, que nos estamos distrayendo de lo importante! ¡Coño ya!

Queridas Nómadas mías, decidnos algo...

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

10 comentarios

elToño -

¿ no habeis comido nunca salchichas frankfurt ?
llevan de todo menos carne

José Luis -

Entre lo que ha puesto Inde y lo añadido por Entrenómadas me he quedado bastante desconcertado.

El año pasado visité una granja de cerdos de donde obtenemos el querido jamón y me dejó muy sorprendido, puesto que no esperaba encontrar lo que allí vi. En todo caso, lo de las vacas y las gallinas es especialmente increíble. Da miedo.

Me gustaría aumentar mi información sobre este asunto,así que si tenéis disponible y queréis compartirla, estaré encantado.

Saludos.

Anónimo -

El peruiodo de desarrollo de la enfermedad de Creutzfeldt-Jakob viene a coincidir con la periodo de vida profesional de un político.
Cuando mueran las primeras personas por culpa de este este eurodecreto, los politicos que lo confeccionaron ya disfrutaran de un dorado y prematuro retiro, y el que venga detrás que arree.
Cada día creo menos en la democracia, pero tampoco se me ocurre con que sustituirla

entrenomadas -

Presto, presto a comer, a comer iremos.jajajaja
Marisancho, la culpa de que recopile informes sobre ética y alimentación la tiene un novio que tuve hace años y que se dedicaba a la experimentación con animales. Yo no sabía nada de lo que hacía. Me parecía el tipo más guay de la tierra. Hasta que un día le acompañé a su trabajo y vi todo aquello. Me fui corriendo, creo que aún anda buscándome por las tierras del maíz dulce. Las tierra de Obama por cierto.

Tengo una amiga escocesa que diseña ropa libre de pieles. Mis zapatos y botas vienen de allí. Los cinturones, los bolsos. Me los envía ella. Es una joya de mujer que me ha enseñado mucho.
Ya ves qué pesada me pongo, sorry, excuse me.

Comeremos, comeremos en el vegetariano o en cualquier otro sitio que tenga verduritas.

Besos sin manipulación genética.


Marta

Fernando -

Está muy bien esto de no tener que llevarnos la contraria en todo, co. Que no somos políticos :-D
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Inde -

Marta, sí que sé lo que hacía pidiendo vuestra opinión: buscar las palabras de alguien con sustancia y que se toma muy en serio todo este tema. Yo no tengo la misma sensibilidad que vosotras: soy capaz de comer carne animal y, lejos de sentirme mal, disfrutarla. Quizá es que no me lo he planteado mucho, sin más. Pero me horroriza las burradas que se hacen con los animales considerados un mero elemento de producción. Todas esas cosas que contáis, tremendas, y otras más que yo conozco, y que no tengo ganas de detallar, porque son igual de tremendas o más.

Coincido bastante con Bambino (¡¡bieeeennn!!), aunque a mí sí me parece extremadamente grave lo de los restos humanos; pero es que es lo mismo, en realidad, que dejar que los bichos se alimenten de restos de bichos, triturados, sabediós, noseyó... Es el colmo de los colmos, es volver a replantearse, por enésima vez, qué coño estamos haciendo.

Ya sé que me vas a reñir, Marta, pero no puedo evitar, al pensar sobre todo esto, considerar que, frente a estos atropellos salvajes contra los animales, la "fiesta de los toros" es un mal menor. Y eso que no soy nada taurina, pero nada nada. Es indigno el final de esos animales, pero no su vida, que los dejan bastante en paz por la dehesa. Sin embargo, pienso en las granjas... uff...

Bambino, yo no sé qué opciones añadir. Me lo llevo planteando hace tiempo, y no lo sé, la verdad. ¿Volverme vegetariana? Pues tampoco me da garantías, precisamente, el rollo de los transgénicos, y si no, mira el post anterior de las sandías...

Bueno, que no sé. Que es una preocupación sin, de momento, una opción clara de nada.

Marta, corazón de avellanera: a comer, cuando usté quiera (poética stoy). Pero por favor, esta vez al menos, en un vegetariano.

Fernando -

El hecho de que llegaran restos humanos a la alimentación,siendo grve me escandaliza menos que otras cosas. En este caso, sólo se recogieron y trituraron deshechos de los ríos y allí en India, en el río acaba todo.

Me horroriza mas el tema de la ganadería industrial. Ganadería e industrial, dos palabras que no deberían haberse mezclado nunca... Puedo reconocerme a mi mismo como depredador, eso no me afecta demasiado (que conste que me afecta mas desde que tengo críos, ya que fundamentalmente son crías de otras especies lo que nos comememos). Pero de ahí a que se trate como a procesos industriales a los seres que me como... se me revuelven las tripas. Creo en la dignidad de los animales, y en darles un trato digno. Y eso hoy no se da. Es una pena. A veces no me acuerdo y simplemente sigo. Pero cuando mis pensamientos caen en ello, la verdad es que no se lo que hacer. Protestar, comer menos carne (no necesito tanta, realmente), elegir qué como... en fin.

Jose -

Bienvenidos al mundo real, quizás también debamos tratar algún día los procesos de manipulación y las cocinas de algunos restaurantes...

laMima -

A bolos estoy. Que pasa ¿que el ganado no ha engordado en estos años?..desde luego los que no lo han hecho son los buitres.
¿Para ellos también se "levanta" la prohibición?.
Estamos jugando mucho con lo que nos llevamos a la boca (y con lo que no dejamos que se lleven los demás)..como siempre, ya lo pagaremos.
Temblando me quedo maja.

entrenomadas -

Marisancho, no sabes lo que haces al pedirnos la opinión. Al menos la mía. Sussa te contestará cuando regrese de las arenas libias.
Uno de los inconvenientes de tener ésta y otras informaciones, es que todo se almacena en tu cerebro y en tu corazón, mucho más que en el estómago. Al menos en mi caso. La ética no puede dejarse a un lado a la hora de comer. Hace muchos años que recojo datos que pueden poner los pelos de punta a cualquiera.
He visto cómo experimentan con gallinas eliminando sus patas para que se muevan menos y produzcan más huevos. Esos deliciosos huevos son fruto de una manipulación genética horrorosa.
Un huevo, un puto huevo dentro de una gallina tendrá más espacio que una gallina en la jaula toda su vida.
Para que tu carne sea roja, muy roja, se retira a las crías de vaca y se les da una dieta baja en hierro para que tengan anemia, así la carne es más roja y eso es más apetecible para el consumidor.
Recuerdo un día en Illinois, cuando fuimos a visitar y tomar fotos de una granja. De un contenedor salían ruiditos, lo abrimos para ver qué era y nos encontramos con cientos de pollos que no servían y que, en lugar de matarlos, directamente los dejaban allí pudriéndose unos con otros. Era verano, unos cuarenta grados a la sombra. Al lado había un cartel con publicidad de la granja. “Nuestros pollos son una delicia. Pruébalos. ¿A qué esperas?”
Hace poco cerraron una de las granjas ganaderas más importantes de EEUU porque la inspección vio cómo las vacas tenían metidos unos hierros en las patas para poder sostenerse en pie mientras pasaban la inspección. Tenían el estómago abultadísimo por la cantidad de antibióticos. Esa carne no podía ser utilizada par uso público, así que cerraron la granja. A nadie se le ocurrió pensar sobre el trato deshumanizando que se estaba producciendo. La investigación de esta granja se pudo hacer por la colaboración de trabajadores de la misma que, horrorizados, decidieron grabar lo que se hacía. Podéis verlo en Youtube. Aunque, de verdad que es terrible. Gracias a esta denuncia se ha abierto una comisión gubernamental que tratará el asunto.

No soy vegetariana porque sea sano o porque me siente bien, no lo soy por moda, Lo soy desde los seis años, para disgusto de unos padres que no entendían que donde ellos veían una chuleta yo veía un cadáver. Ahora con datos en la manos tengo que hacer un gran esfuerzo para no darle la vara a la gente cuando le veo comer algunas cosas, y no tanto por cuestiones éticas, sino por su salud, porque, si les cuento que lo que están dándole a sus hijos está vacío de minerales y vitaminas, pero lleno de pus mezclado con antibióticos, se me van a espantar.
Tened cuidado con las gelatinas que utilizáis en la cocina y que están hechas de residuos de pescado.. Podéis usar agar-agar que es un alga sana, limpia y tiene vitaminas. Hay muchas alternativas para mejorar la salud.
Por cierto, las espinacas de algunas marcas famosas tienen tanto hierro como yo diamantes en mi cuello, nada de nada. Y algunas lechugas son más peligrosas que otras cosas. Limpiadlas bien, con mucho cuidado. Porque se están tratando con productos muy tóxicos.
Y no sigo, porque te daría el tostón. Sed cuidadosos, utilizad harinas de garbanzo naturales, espesar las sopas con copos finos de avena. Introducir los frutos secos en ensaladas y sopas, no sólo como tentempié, y descubrid, descubrid el inmenso mundo de las algas. Son deliciosas y una sanísima fuente de vitaminas y proteínas.
Marisancho, después de esto seguro que ya no vuelves a invitarme a pasear por aquí.
Por cierto soy hija de carnívoros que no han modificado su dieta pero si han incorporado muchos cambios en su vida alimenticia. Y les va bien. Me has dado hoy en, la alimentación es mi punto débil, y hoy escribiría cien páginas de un tirón. Lo dejo aquí.
Dentro de unas semanas me voy a mi adorada Escocia, allí hay unas jornadas sobre éticas y alimentación muy interesantes. Por cierto, pertenezco a la asociación mundial. “ Slowly food”,Gente que come despacio”. Un día de estos prepararé un post.

Por cierto, MariaSancho, guapa mía, sol de mis soles. ¿Cuándo quedamos para comer?

Yo, Marta
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres