Blogia
inde-docs

Pero, sobre todo, humor

Pero, sobre todo, humor

Más que esas mil palabras que decía en el otro post, es esto lo que necesito, sí: humor.

Hace un par de horas, mis hijos, cenando en la cocina, se han partido de risa de tal modo (con sus cosas, entre ellos) que hemos acabado contagiándonos su padre y yo... y no veas lo que lo he agradecido. Una buena ración de risas, aunque sea risas tontísimas y por nada, como las de hoy, es una medicinica y un antídoto (o un antítodo) inmejorable.

Llevo varios posts empezados y deshechos. En el fondo, no me apetece dar murgas. Sobre todo cuando se trata de historias críticas hacia amigos: bastantes movidas graves hay por ahí como para ir poniéndose niquitosos con quienes, básicamente y en lo sustantivo, hacen las cosas bien.

Sin embargo...

--No me ha gustado lo de Rolde. Ya había aludido a ello, pero es que echo de menos una reacción por parte de estos amigos, en el sentido de que vayan a cavilar un poco sobre el meollo de esta historia. Y me duele.

--Me han dado que pensar dos detalles de la celebración (estupenda) del 20 aniversario de la Asociación Biscarrués-Mallos de Riglos que tuvo lugar el sábado, a la que me sumé con muchísimo gusto y que, en todos los aspectos, fue una gozada. Los dos detalles:

1) que en las series de fotos que se proyectaron en la sala para resumir en imágenes toda la pelea brava que han conseguido llevar a cabo, aparecían muchas caras conocidas... que sin embargo ese día no estaban en la sala; y

2) que al leer la carta del único de esos austentes que quiso, desde lejos, testimoniar su afecto a todos quienes han luchado por mantener la vida del Gállego y en torno al Gállego, que fue Pedro Arrojo, se dijo: "Pedro Arrojo nos envía esta carta; no puede venir porque tiene un viaje muy importante... para la Expo". No, ese viaje no es para la Expo. Pero el comentario me hizo pensar en algunas cosas sobre la desmemoria que de toda la vida se han dicho en mi casa.

--Paseándome por la red esa misma noche, me encontré con este post. Y me he tirado dos días discutiendo. En buen tono y sin mal rollo (siento un gran afecto por las gentes de Apudepa, y quienes han mantenido el debate han demostrado que me corresponden), pero la historia me ha dejado un regustillo amargo. No estaba defendiendo algo personal, no se trataba de salvar los trastos por mi parte. Evidentemente es una historia de más envergadura, y me temo que en todo este asunto está faltando información para hacer una crítica bien fundamentada.

Dispuesta a que mi cara no coja un jez de estreñida a base de niquitoseces (que con eso de que a los 40 y tantos la piel ya no es tan flexible como a los 20, temo que algún gesto se me quede), y tras la profilaxis de las risas de mis hijos en la cocina, he decidido darle más cancha al humor. Quién me iba a decir que, cinco minutos después, la nueva ración de risas me la iba a proporcionar el Heraldo...

Es el del domingo, que ayer no me dio tiempo de leerlo. En portada nos cuentan que han hecho cardenal a un turolense. Y que, como tiene 87 años, "no puede participar en un cónclave, pero sí ser elegido Sumo Pontífice". Cabal: a esos años no estás como para decidir nada, pero aún aguantas la tiara, y el bastón ése en espiral viene de fábula. En las dos páginas que se dedican al asunto se destaca que, aun con esa edad, el nuevo príncipe de la Iglesia se encuentra "en plena forma". Debe de ser por eso por lo que Benedicto XVI le previno, como a sus 22 compañeros (18 de los cuales tiene menos de 80 años, no está mal), "de la tentación del arribismo y de hacer carrera". La de Maratón, no te digo...

En fin, que, mira por dónde, la Santa Sede me ha subido el ánimo. Me siento una joven promesa. :P

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

6 comentarios

Fernando -

Pues la idea es esa, claro!

Inde -

Ya hablaremos tú y yo más despacio; ahora sólo voy a decirte que para cuando hice aquel comentario ya estaba trabajando en este proyecto (llevo desde enero oficialmente). Y para repetirte que no comparto la visión que dabas en aquel post sobre lo que será la Expo. Haremos como el SantIP: con dos cervecicas (el domingo tendremos buena ocasión, ¿no? Como os quedéis a comer, la brasa que os voy a dar será inolvidable, jejeje)

Fernando -

No he podido evitar sonreir cuando me he enterdado de lo que estás trabajando para que esté en la expo... me he acordado de este comentario tuyo:

http://bambino.blogia.com/2007/090401-un-gran-valor-de-la-expo.php#200709040120070904145538

y mira por dónde, el tiempo me da la razón.

Pues si. Hay que aprovechar las oportunidades. Los negocios tienen sus olas. Pero los demás las podemos surfear para llegar a nuestro destino. ¿Por qué no?
Un abrazo.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Inde -

Besos a los dos, Mima y Diego. ¡Madddddre mía, qué cielo de gente!

Diego de Rivas -

Buen humor es lo que eres, a pesar de tus juros y conjuros. ¡Qué te sigo! joven promesa, princesa!

Besos literarios,

laMima -

Luego te leo con mas detenimiento y entro en los enlaces pero déjame recordarte "los lloros de risa" que hicimos el miércoles tú y yo en el vegetariano.
Anda que....¡dos kilos de felicidad me echo yo en cada comida de esas, tata!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres